Ucero: Circular cañón del río lobos por la senda de las Gullurías

Escuchar este artículo

Cerca del Desfiladero de la Yecla, existe un precioso enclave, el Cañón del Río Lobos. Escapada perfecta para realizar en familia con niños y mascotas. Lugar extraordinario para dejarnos estupefactos ante los majestuosos e hipnotizantes vuelos de buitres leonados y poder contemplarlos de más cerca. Nos espera un itinerario variado: Increíbles formaciones rocosas con un abanico de tonalidades, ventanas naturales esculpidas en la piedra, balcones, miradores, pozas, ermita, cueva y hasta un antiguo colmenar. Paisajes que conjugan un excelso de fauna y flora maravilloso. Se puede acceder por varias localidades, nosotros lo hacemos desde Ucero.

A continuación, os indicamos el enlace a las recomendaciones de rigor y avisos importantes a tener en consideración, antes de emprender actividades de senderismo, así como la ficha técnica:

ENLACE A RECOMENDACIONES Y AVISOS IMPORTANTE.

Seguidamente, os dejamos las coordenadas donde aparcamos el coche, desde el precioso pueblo de Ucero: 

ENLACE APARCAMIENTO 

Desde el aparcamiento, tenemos una bonita vista del castillo de Ucero del siglo XII, que se encuentra en ruinas. Un panel informativo indica las diferentes posibilidades, que nos ofrece este lugar.

Ya, desde el comienzo de la ruta, nos sentimos observados. Un hermoso buitre leonado nos vigila desde un promontorio, denominado aquí  Mónica. Un pequeño sendero sube para seguir la marcha. 

Nos encontramos rodeados de plantas aromáticas y sabinas. Poco a poco, cogemos altura y  se abren claros  con bosques hasta donde alcanza la vista. Llegamos a una calera, de donde se obtenía la «cal viva» a partir de la roca caliza. 

Alcanzamos un panel indicativo del mirador de las Gullerías. Una  privilegiada panorámica del barranco y cañón, que no tardaremos en visitar.

Por San Matías cantan las gullerías y se igualan las noches y los días, dicen por aquí, refiriéndose a una pequeña alondra forestal, la totovía que corretea entre las sabinas

Seguimos la senda, flanqueados por paredes y formaciones rocosas fantásticas. 

Cruzamos el Arroyo del Torcajo, que se encuentra seco. A nuestra izquierda, subimos a un abrigo muy bonito ,que forma la roca.  Volvemos sobre nuestros pasos para retomar el camino hacia el Ojo del Diablo.

En pocos minutos, alcanzamos el precioso enclave rodeado de paredes, con la ermita y la Cueva Grande. 

A nuestra izquierda, sube un sendero muy pedregoso para llegar a la hermosa ventana, que nos ofrece el Ojo o Ventana del Diablo

Se contemplan unas sublimes panorámicas. Debemos extremar las precauciones, por la piedra suelta  y la pendiente. 

El camino desciende hacia el Balconcillo de la Ermita de San Bartolomé. Muy cerca, «La ermita, de estilo románico, data del siglo XII. Destaca por su colección de canecillos con enigmáticas figuras labradas en la piedra, y su notable rosetón con estrella de cinco puntas, hoy adoptado como logotipo del parque natural»

La estampa de la ermita en un paraje espectacular y rodeada de una naturaleza majestuosa hace fácil comprender la atracción que ha ejercido y ejerce en el imaginario popular. Ciertamente, se trata de un lugar mágico, donde todo se une para crear un enclave de gran belleza plástica. La ermita se encuentra situada sobre un meandro del río Lobos, con sus pozas llenas de nenúfares, ranas y libélulas, y bajo el abrigo de unos altos farallones de piedra anaranjada. ( Fuente: www.cañondelriolobos.com)

Pasamos un puente de madera y entramos en la Cueva Grande. En las paredes anidan los buitres y otras aves. Nosotros no vimos muestras de arte rupestre en su interior.  

Una gran oquedad permite adentrarnos y tomar las fotografías de rigor. Se dice que la ermita fue sede templaría. A la entrada de la cueva, un simpático pájaro nos llamo la atención, acompañándonos un buen rato y posando para la cámara. 

Seguimos el sendero que nos conduce hacia el Colmenar de los Frailes. El camino transcurre cerca de los impresionantes farallones de las paredes.

Curioso y peculiar lo de la miel. Los frailes recolectaban la miel de las colmenas utilizando troncos de árbol huecos como recipientes, y colocándolos en la repisa rocosa, para protegerlos. 

A lo alto del promontorio, nos contempla un buitre leonado desde impresionantes paredes.

Nos tomamos un tiempo para devolverle la atención y disfrutar de su belleza.

Paseamos por variados escenarios y ambientes. «Los páramos calizos con emblemáticos sabinas, enebros, quejigos y encinas.»

«Los cortados, que forman las paredes del cañón, albergan una importante muestra de plantas a proteger que viven en rocas o entre derrubios» de piedras.

Continuamos por la ribera en el fondo del cañón, junto al cauce del Río Lobos hasta su cruce por piedras entre chopos, sauces, avellanos, abedules y vegetación acuática como nenúfares, lentejuelas y eneas. El camino sigue, nosotros decidimos volver en este punto. 

Retomamos la senda y tenemos otra perspectiva de algunos puntos, donde hacemos nuevamente parada obligada: Colmenar de los Frailes, esplanada bajo el Ojo del Diablo

Asombrosas paredes rodean este fabuloso paraje. Podemos observar el particular campanario de la Ermita de San Bartolomé, y la distintiva ventana del Ojo del Diablo

Pasamos una pasarela de madera para seguir por un camino cómodo rodeados de arboles, con magnificas formaciones rocosas. 

Impresionan las paredes con estratos de colores anaranjados. Pasamos por la zona de Cueva Fría. Luego, aparece la Fuente de Engómez, con un estanque con nenúfares y zona de merendero, cerca de un aparcamiento. Realizamos un pequeño tramo por carretera, para retomar el sendero por la derecha. 

El panel indicativo nos dirige por debajo del puente, para seguir por un bosque. El sendero bordea un camping, para conducirnos al parking donde tenemos el coche. Volvemos a contemplar el imponente castillo de Ucero

Parada ineludible a nuestro regreso a casa desde Euskera, País Vasco. Ruta popular que podemos alargar según el tiempo que disponemos. Lugar mágico para disfrutar, en sus múltiples rincones encantadores y contemplar la naturaleza en su esencia. Muy recomendable. En los siguientes enlaces, encontrareis un folleto y un mapa de las diferentes rutas y recomendaciones por el Cañón del Río Lobos.

 

Os dejamos a continuación, los enlaces a nuestras fotografías en Facebook, y los tracks de Wikiloc y Relive:

Nuestras fotografías en Facebook
Track de Wikiloc
Track 3d Relive
Descarga directa GPX comprimido

Hasta la próxima aventurer@s!!!