La Cabrentá d´Estubeny

Hoy os proponemos una visita a un paraje natural donde parece que no han pasado los años, La Cabrentá o La Selva d´Estubeny, un lugar que conoció por última vez la actividad humana al acabar la guerra civil, esto sumado a la humedad del clima hace que la vegetación sea tan espesa que parece una auténtica selva, también encontramos numerosas estalactitas y estalagmitas entre la multitud de formaciones rocosas que la componen. Un lugar que merece la pena visitar. 

Os indicamos a continuación, las recomendaciones de rigor y avisos importantes antes de realizar una ruta: 

RECOMENDACIONES Y AVISOS IMPORTANTES 

Se encuentra en la localidad de Estubeny, en la provincia de Valencia. Una vez que llegamos a la entrada del pueblo no entramos y seguimos a nuestra izquierda por la carretera que bordea el municipio hasta llegar a una rotonda donde vemos las indicaciones y podemos aparcar el coche, os dejamos con la ubicación exacta de Google Maps donde podéis aparcar y el comienzo de la ruta: 

COMIENZO RUTA Y APARCAMIENTO

Más que una ruta es una visita que se puede realizar en 2 horas, es apta para todas las edades siempre y cuando se tenga mucho cuidado ya que hay muchas brechas y huecos entre las rocas  que no están señalizados y no hay ninguna barrera. 

Aparcamos el coche y nos encontramos con un cartel informativo del lugar y otro con indicaciones sobre el camino a seguir. 

 

 

Seguimos la carretera asfaltada por la que descendemos hasta que llegamos a una bifurcación donde vemos nuevas indicaciones, en nuestro caso seguimos por la izquierda, se puede ir por la derecha hacia el pueblo de Sellent siguiendo otra ruta distinta.

A partir de aquí ya empezamos a ver riachuelos y abundante vegetación, caminamos unos 400 metros hasta que vemos a nuestra izquierda unas escaleras de piedra con barandillas de madera, entramos en un paraje que parece de otro mundo.

En este punto se puede ir en la dirección que se quiera ya que todos los senderos rodean la zona y van comunicándose unos con otros.

La visita discurre entre paredes de roca con abundantes grietas y pasadizos, algunos de ellos bastante estrechos que nos obligan a agacharnos para poder pasar entre ellos.

Pasamos por una brecha entre las rocas que nos conduce a unas escaleras con una subida bastante pronunciada. 

Una vez arriba llegamos a un sendero con mucha vegetación que nos ofrece varias opciones para seguir la visita, nosotros optamos por ir subiendo y luego bajamos para tomar otra dirección.

Hay que tener especial cuidado si se va con niños o mascotas ya que cuando estamos en la parte de arriba hay algunos huecos entre las piedras cuya caída podría ser peligrosa.

Algunas subidas disponen de una cuerda que nos facilita el ascenso, es como ir pasando de una plataforma a otra, y en cada una nos encontramos con algo diferente que nos asombra.

Llegamos a un espacio abierto que contiene una pequeña cueva llena de formaciones de estalagmitas y estalactitas, hay que ir con cuidado para preservar estas obras de la naturaleza dado el tiempo necesario para su desarrollo.

Tras esto pasamos junto a un gran árbol caído y empezamos el descenso observando el paisaje idílico que nos rodea.

En una de las paredes vemos un árbol con aspecto fantasmagórico que sobresale cómo si nos fuera a caer encima.

El descenso transcurre entre brechas y pasadizos entre las rocas, como si estuviésemos jugando al escondite, hasta que llegamos al pasaje más largo y estrecho.

Nuestra mascota se lo estaba pasando en grande ya que al igual que a todos los animales le encanta curiosear y descubrir.

A la salida de esta última brecha nos encontramos con una zona con bancos y mesas habilitados para el picnic donde aprovechamos para parar a comer y a descansar.

Después de comer continuamos un poco más adelante siguiendo el riachuelo que bordea el camino para explorar la zona, hay indicaciones de una ruta que nos lleva hasta el pueblo de Anna a pocos kilómetros de allí. Llegamos hasta una subida con barandilla de madera que nos conduce de vuelta hasta el pueblo de Estubeny, aquí dimos media vuelta para disfrutar un poco más del entorno y volvimos sobre nuestros pasos hasta el coche.

Os invitamos a visitar este precioso entorno que seguro que os va a gustar.

Podéis ver el resto de las fotos en nuestro Facebook: 

ENLACE A LAS FOTOS DE FACEBOOK. 

Hasta la próxima aventurer@s!!!